Mayahuel
Internacional
Image is not available

Hugh Hudson

Image is not available
Image is not available
Slider

En la historia de la cinematografía, pocas personas han debutado en la silla de dirección con tanta fuerza como Hugh Hudson, cuyo primer largometraje, Carros de fuego (1981), no sólo fue aclamado por la crítica y el público alrededor del mundo, sino que sentó las bases para lo que sería una nueva era en el séptimo arte británico.

Nacido el 25 de agosto de 1936, en Londres, Hudson inició su carrera profesional en el universo de la publicidad, para después dirigir una serie de documentales y comerciales de televisión. Cinco años después fundó Hudson Films, centrando toda su atención al cine.

Su gran oportunidad llegó cuando el renombrado productor David Puttnam, a quien conocía de tiempo atrás en sus épocas publicitarias, lo eligió como director de su nuevo proyecto: Carros de fuego.

La excitante narración que hace Hudson de la lucha entre Harold Abrahams (Ben Cross) y Eric Liddell (Ian Charleson) para competir bajo sus propios términos en las Olimpiadas de París 1924, es un rotundo éxito a escala mundial.

La película fue nominada a siete Premios de la Academia, de los cuales ganó cuatro: mejor película, mejor guión original, mejor diseño de vestuario y mejor música original, gracias al famoso tema electrónico de Vangelis. El propio Hudson fue nominado al Óscar como mejor director, aunque finalmente la estatuilla fue para Warren Beatty, por Reds.

En los British Academy Film Awards, la cinta recibió diez nominaciones, de las cuales ganó tres, incluyendo mejor película. Y en los Golden Globe Awards, Hudson se llevó el premio al ganar como mejor película extranjera. Fue tal el impacto de Carros de fuego, que se mantiene clasificada en el escalón 19 del Top 100 de filmes británicos mantenido por el British Film Institute.

Después de este gran éxito, en 1984 Hudson dirigió Greystoke: La leyenda de Tarzán, el rey de los monos, basada en la novela Tarzán de los monos, de Edgar Rice Burroughs. Con Christopher Lambert como protagonista, la película fue nominada a tres Premios Óscar.

Otros proyectos de gran relevancia en su trayectoria incluyen Revolution (1985), protagonizada por Al Pacino, Donald Sutherland y Nastassia Kinski; Lost Angels (1989), con Donald Sutherland al frente; y My Life So Far, basada en las memorias de Sir Denis Forman. Su película más reciente es Altamira, estrenada en 2016, en la que el actor español Antonio Banderas encarna al hombre que realizó uno de los descubrimientos más importantes del siglo XIX: las pinturas rupestres de las cuevas de Altamira.